PapáDios

Nueva evangelización.

Práctica personal:  Luego de invocar al Espíritu Santo, ver los rayos del sol sintiéndome amado por el Padre, leo Isaías 43, 1-10 ; un torrente de gozo, alegría y júbilo experimento cuando Dios me dice: "Yo te he creado, Tú eres mío",

"Yo estaré contigo", "Tú vales mucho ante mis ojos".  Estoy más que seguro que no hay ningún Dios formado antes de El y ningún otro existirá después; en este mundo actual hay miles de religiones, todas tienen un ser superior; también hay ateos que no creen en la existencia de Dios, pues bien, llámenlo como lo quieran llamar sólo existe un solo Dios, creador de este maravilloso universo que nos dió la vida, nos ama y quiere que volvamos a El en la vida eterna.

 

Vivencia personal:  A los desempleados Dios nunca nos abandona, tengo mis necesidades satisfechas, me llama a seguir preparándome en la oración y a incrementar mi servicio de voluntario en la Iglesia. He cambiado con satisfacción y gusto; hablar de gerencia, mercadeo, calidad total, servicio al cliente, coaching por hablar de Dios. Un propósito en mi vida es fundar un ministerio de prevención del suicidio, hace 10 años perdí a mi hijo de 22 años, quien se suicidó con su novia y está en la casa del Padre.

 

Nueva Evangelización:  Complementario al taller de Oración y vida, hace un año y medio nos reunimos todos los jueves con el grupo de nueva evangelización de la parroquia Nuestra Señora de Belén, cuya guía es Annie.  Somos 15 personas que hemos estado estudiando El Espíritu Santo, sus dones y carismas.

Dones: Temor de Dios, fortaleza, piedad, consejo, ciencia, entendimiento, sabiduría.  Carismas:  Hablar en lenguas, liberación (sanación), palabra de sabiduría, fé, profecía, discernimiento.

 

Según nuestro catecismo (783 a 786) Como pueblo de Dios, todos somos: Sacerdotes, Profetas y Reyes; soy Sacerdote desde que me bautizaron quedando consagrado como casa espiritual y sacerdote santo; soy Profeta al profundizar en la comprensión de la fé, haciéndome testigo de Cristo en todo el mundo y soy Rey porque como cristiano servir es reinar, tal como lo hizo Cristo cuando dijo "no vine a ser servido, sino a servir".

Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: