PapáDios

Marán Atha

 

Salmo 119, 97-112

 

97  Oh, cuánto amo tu ley!  todo el día la medito

104  Con tus ordenanzas cobro inteligencia, por eso odio la senda del engaño

105  Tu palabra es antorcha para mis pasos, luz para mi sendero

107   Dame la vida conforme a tu  palabra

108   Hazme ver tu voluntad

111   Tus dictámenes son mi herencia perpetua, ellos son la alegría de mi corazón

112    Inclino mi corazón a cumplir tus preceptos, que son recompensa para siempre

 

Pequeña reflexión personal:  Mi Dios, quiero ser obediente a tus mandatos, porque me nace del alma hacerlo.  Lo hago por mi propia voluntad, no porque nadie ni nada me lo indiquen o me lo impongan.  Soy hombre feliz, sintiendo que eres Tú quién vive en mí.

 

Vivencia personal:  Experiencia de paz, alegría y gozo, al emplear mi tiempo de vuelo; en leer, meditar y escribir sobre las lecturas y ejercicios asignados del taller de oración y vida.  Antes, en los vuelos y en las esperas de aeropuertos, usaba mi tiempo escuhando música, viendo televisión, leyendo revistas y periódicos, visitando tiendas... Me dí cuenta que en un avión, también se puede orar, leer temas relacionados con Dios, escuchar en mi ipod música religiosa... una nueva experiencia y un nuevo aprendizaje.

 

El pobre de Nazaret.  Del capítulo 7.  El Padre y yo somos una misma cosa. 

Padre Larrañaga:

El pobre de Nazaret, fatigado y bastante tenso, se retiró, él solo, al huerto de los olivos (Lucas 22, 39 ) Comenzó a orar intensamente concentrado, con frases lentas, entrecortadas:  hoy más que nunca, vengo a poner mis llaves en tus manos; donde quieras, como quieras, cuando quieras.  Sobre las cenizas muertas de mi voluntad enciende Tú la llama viva de la redención.  A la mañana siguiente, regresó feliz a la ciudad.  Lucía descansado y animoso.  Le dijo a Pedro: nos esperan pruebas fuertes y situaciones difíciles.  Necesitamos endurecer la piel y adiestrar las manos en la soledad para el combate que se avecina.  Acabamos de iniciar el preludio de la gran tragedia.  y el bautismo con el que vas a ser bautizado? insistió Juan.  El cordero - respondió Jesús - puede ser devorado por los lobos en la oscuridad de la noche, pero su sangre teñirá las piedras del camino, que delatarán el crimen, hasta que la aurora revele todo el misterio.  Pero, no importa:  volveré ataviado con vestiduras de gloria.

 

 Del capítulo 8.  Maran Natha.  Padre Larrañaga:

Enterrado en las entrañas de la humanidad palpita un sueño dormido, envuelto en la niebla transparente.  Ven, Señor Jesús!  Todavía Judas transita por nuestra tierra, cargando enigmas en sus hombros, y mendigando de puerta en puerta un mendrugo de misericordia.  A nuestro lado camina la Magdalena, que, después de haber bebido el vinagre de la vida, no se cansa ahora de saborear el vino ardiente cuyas llamas salten hasta la vida eterna.  También Pedro se sienta a nuestro fogón para llorar, mientras Juan entona una y otra vez canciones de primavera.  Y qué decir de Caifás?  continúa resentido.  Noche a noche se oculta entre las sombras para disparar, con su honda, guijarros contra las estrellas que brillan más que él.  Pilato siguie pidiendo a gritos una jofaina para lavarse las manos, después de haber entregado a los inocentes en los brazos de la muerte.

Llegará definitivamente el día de la siega, de la vendimia, de la boda y de la danza.  Ven, Señor Jesús!

 

El sentido de la vida.  23 de Marzo.  Padre Larrañaga. 

María Virgen es imagen de la Iglesia virgen.  Los caminos que recorren los libertadores, en medio de la noche, son caminos de soledad.  Toda mujer desea tener unos hijos, un alguien a su lado que le brinde protección, cariño y seguridad; quiere tener vestidos para brillar, joyas  para lucir, una casa para cobijarse.  Una virgen es una caminante solitaria que atraviesa una noche fría.  Es una figura solitaria pero fascinante.  Su soledad contiene un resplandor latente.  Ella es tierra de Dios, la heredad exclusiva del Señor, sólo Dios tiene acceso y dominio sobre este territorio.

 

 

 

Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: